lunes, julio 11, 2005

Se acabarán las playas como sitios de recreación?

La visita a la playa tiene sus ricuras, pero también, como no, sus inconvenientes: los sandwichs que se llenan de arena y se ponen incomibles, la lluvia que arruina la jornada mejor planeada, aqui en la Florida, por ejemplo el atrevimiento de los Tiburones y quizás otras pequeñeces que no es necesario mencionar.
Parece que para estas contingencias, se están creando parques acuáticos como el que muestro en la foto, techados - no hay lluvia saboteadora - sin arena, con su playa/piscina artificial (temperada) con olas o quietud intermitente, a gusto de los consumidores, áréas especiales para niños, jacuzzis, servicio de sillas y "toldos" con todo. Además, están los toboganes de agua fastásticos que pueden apreciar en la foto, servicio de comidas, baños amplios y limpios, duchas, estacionamientos para vehículos y el estar dentro de un centro comercial donde puede conseguirse literalmente de todo. La vista al horizonte, recibir los rayos del sol, la sensación de la arena en los dedos de los pies tienen competencia: todo sea en nombre la la comodidad.

6 comentarios:

NelsonCisneros dijo...

Bueno , entre gustos y colores.. todo tiene sus encantos, llama mucho la atencion un parque asi, pero tambien en mi humilde opinion, creo que hace falta a veces, el pegoste del salitre, el arenero hasta en los oidos y lo ojos, el ruido relajante e inigualable de la olas rompiendo en las piedras de los malecones, la caricia que hace el viento tropical sobre tu cara cuando estas frente al mar, los peces de colores que deambulan descuidados entre los pies de uno, las empanaditas de cazon, las conservitas de coco, la cocada, y todo lo que conlleva en una excursion playera.

Muy bonito tu blogg te felicito un abrazo y animo, nos vemos en ese parque para sumbarnos del tobogan de agua .

David Morán dijo...

Es bonito el lugar, pero si de playa se trata… cambio la ruta del parque acuático por el horizonte oceánico. A pesar de los inconvenientes y la tostada de espalda que me espera. Saludos.

Carmelo Lattassa dijo...

Quería darte las gracias, por tu apoyo... Un beso...

LUIS AMÉZAGA dijo...

Me gusta esa playa para el invierno y sin medusas.

Luis Andrade dijo...

Vamos, pues, que no hay nada como la playa junto al mar, con su arena, las gaviotas que te roban la comida, el ocasional tiburón, las "aguasvivas" que te rocen las piernas (así llamamos a las medusas por mi barrio), su polución, su entrada gratis, más variedad en bikinis... :-)

Martha Beatriz dijo...

Yo concluí que en esas ciudades (verano y el cielo nunca estuvo azul mientras estuve allí, la mayor parte del tiempo llovía) requieren de estos parques, y si, uno disfruta dentro de lo plástico. No no hay nada como la playa, mientras existan.